Yoga caderas

Yoga caderas

Gomukhas…

La mayoría de nosotros nos sentamos… mucho. Nos sentamos cuando conducimos al trabajo, nos sentamos en un escritorio, nos sentamos en casa. Incluso montando en bicicleta, o en el gimnasio con ciertos ejercicios de abdominales y pesas, nuestras caderas están flexionadas y pueden quedar tensas. No importa si el movimiento es cuando se está haciendo ejercicio o en reposo.

El exceso de flexión de la cadera aumenta la tensión en el complejo de la cadera y cuanto menos activo seas (más sentado) puede significar que tus músculos sean cortos y débiles. El yoga es una forma estupenda de crear equilibrio en el cuerpo y de liberar tensiones. La práctica del yoga tiene muchos beneficios. Su naturaleza global y su éxito probado en el tiempo, con más de 5.000 años de perfeccionamiento, han hecho del yoga una práctica transformadora que sigue ganando en popularidad.

Para que tu cuerpo esté equilibrado y se sienta y se mueva bien, debes estirar y fortalecer los músculos opuestos. Esta debe ser una práctica regular para que tu sistema musculoesquelético se mantenga equilibrado a lo largo del tiempo. Muchos de nosotros llevamos una tensión en el cuerpo que es difícil de liberar. Pasamos gran parte de nuestro tiempo flexionando o estirando los músculos, pero muchos de nosotros, incluidos los que padecen dolor crónico, no conseguimos la liberación necesaria para restablecer nuestros patrones de movimiento. El yoga se centra en la respiración y la atención, lo que da a esta práctica el poder de transformar realmente el potencial del cuerpo. Después de hacer las posturas de apertura de cadera de este artículo, empezarás a transformar la tensión de la cadera en relajación y, en última instancia, a crear equilibrio en tu estructura.

6:166 minutos de yoga para las caderas – yoga con adrieneyoga con adrieneyoutube – 1 mar 2017

Objetivo: Parte interna de los muslosNivel: SuaveTúmbate en la esterilla y lleva las rodillas al pecho. Coloca las manos en la parte exterior de los pies, abriendo las rodillas más que el torso. Presione los pies contra las manos mientras tira hacia abajo de los pies, creando resistencia. Respire profundamente; mantenga la postura durante al menos 30 segundos.

Objetivo: Parte interna de los muslosNivel: ModeradoTúmbese en la esterilla con las rodillas dobladas y los pies apoyados en el suelo. Junte las plantas de los pies y deje que las rodillas caigan hacia los lados. Coloque una mano en el corazón y otra en el vientre. Cierra los ojos y respira profundamente. Mantenga la postura durante al menos 30 segundos.

Objetivo: Parte interna de los muslosNivel: IntensoSi la mayoría de las posturas para abrir la cara interna de los muslos le parecen demasiado fáciles (y sus tobillos y rodillas no tienen lesiones), pruebe la postura de la rana. Ponte a cuatro patas, con las palmas de las manos en el suelo y las rodillas sobre mantas o una esterilla (enrolla la esterilla a lo largo, como una tortilla, y colócala bajo las rodillas para mayor comodidad). Ensancha lentamente las rodillas hasta que sientas un estiramiento cómodo en la parte interior de los muslos, manteniendo la parte interior de cada pantorrilla y pie en contacto con el suelo. Asegúrese de mantener los tobillos en línea con las rodillas. Baje hasta los antebrazos. Manténgase así durante al menos 30 segundos.

Baddha konasana

Sabemos que la práctica constante de asanas de yoga puede ayudar a la movilidad general, la fuerza, la flexibilidad y la salud mental. De hecho, el yoga cumple con todos los requisitos cuando se trata de la aptitud mental y física. Dicho esto, el yoga no es sólo unas cuantas asanas, es un estilo de vida.

El yoga es lo que haces durante todo el día, tu forma de pensar, tu forma de tratar a los demás, tu forma de reaccionar y lo que comes. Sean cuales sean tus objetivos físicos, debes saber que eres lo que comes.    En última instancia, para conseguir un cuerpo “tonificado”, el trabajo tiene que realizarse en la cocina y luego en tu esterilla de yoga. Cuanto más tiempo mantengas cada postura, más trabajarán esos músculos y se tonificarán.

Yoga para las caderas y los muslos

¿Lo único que tienen en común los ciclistas, los corredores y los oficinistas? Las caderas tensas. Si sientes las caderas tensas después de entrenar o durante tu práctica de yoga, no estás solo. Resulta que pasar demasiado tiempo sentado (en un escritorio, en el coche, etc.), montar en bicicleta o correr contrae los músculos de la cadera, haciéndolos muy tensos e incómodos. Con el tiempo, esto puede conducir a otros dolores y molestias en otras partes del cuerpo, por lo que la incorporación de estiramientos de cadera en su práctica de yoga es fundamental.

Tu cuerpo es un ecosistema completo. El psoas es el músculo más grande de la cadera. Se envuelve desde la mitad de la espalda a través de la parte delantera de la pelvis hasta la parte superior del cuádriceps, que conecta la parte superior delantera de la pelvis, y así sucesivamente. Los flexores de la cadera tensos pueden dificultar a veces el correcto funcionamiento de la pelvis o del psoas, lo que puede hacer que la espalda baja compense en exceso, provocando una lesión lumbar. Estirar las caderas y los flexores de la cadera ayuda al psoas y, por tanto, a la zona lumbar.

¿Quieres saber más sobre el psoas? Apúntate a nuestro taller de 4 semanas, Desmitificando el psoas con Liz Koch.Los miembros de Outside+ obtienen un 50% de descuento en este curso a la carta, así como acceso a nuestro archivo completo, desde secuencias exclusivas hasta historias de cómo hacerlo y perfiles completos de luminarias del yoga. ¿No eres miembro? Nunca ha habido un mejor momento para inscribirse.

Ir arriba